Google+ Followers

sábado, 17 de enero de 2015

BELLOS GIF GÓTICOS, COLOR Y MOVIMIENTO.





LA CABAÑA DE LA ABUELA - LEYENDA?

                                                      


Esta es una historia real, en la cual lamentablemente el último de los “testigos” terminó en un manicomio y nadie le creyó lo de los sueños e imágenes.

Una pareja como cualquier otra que vivía en la ciudad, sin hijos ni perros, solo ellos dos, tenían a su disposición la cabaña de la abuela del hombre de la casa, pero casi nadie iba a tal cabaña porque estaba muy alejada de todo, internada en el bosque y por esos lares rondaban algunos grupos de jóvenes con hábitos peligrosos.

Pero nuestra pareja, valiente y con ganas de probar algo nuevo (y barato), se prepararon y lanzaron a la aventura de pasar un fin de semana en la cabaña.

Llegaron casi en la noche, así que a las 2 horas ya dormían. En la cabaña los cuadros de la abuela, un poco rotos por vándalos, estaban por todos lados…

Lástima que de lo feos no se los han robado
Dijo la esposa y echaron a reír mientras se entregaban a la lujuria.

No perdieron un segundo, horas enteras haciendo el amor los dejaron agotados y a la hora de dormir cayeron como lirones.

Pero en cuanto el hombre empezó a dormir tuvo pesadillas horribles; soñaba que a su lado, el colchón se abría y salían mujeres muertas queriendo comerlo y lo atrapaban. En ese momento despertó y llamó a su esposa, contándole el sueño.

Aún agotados, decidieron revisar. Por los lados no había manera de acceder a la parte interna del colchón y la sabana o sabanas por lo se tocaba, parecían estar cubriendo al colchón por todos lados. El miedo hizo al hombre desesperarse, se subió a la cama y echó a su mujer a un lado. Con su navaja apuñaló el colchón una y otra y otra vez en el lugar desde donde salían las muertas en el sueño.

En cuanto el esposo rasgó el colchón a lo largo, cuatro manos salieron tratando de alcanzarlo, su esposa gritó y el apuñaló. Apuñaló a las muertas y su esposa gritaba y gritaba. En un momento sintió a su esposa callar y asustado, volteó a mirarla y…

¡NO ESTABA!

En ese momento el hombre despertó y estaba sentado, con la navaja ensangrentada en su mano y su mujer agonizando de más de 50 puñaladas. Lloró, gritó y pensó como contar que mató a su mujer por una pesadilla. De ese modo, decidió hacer algo terrible: Abrió el colchón para meter a su mujer dentro, ya que esa cabaña pasaba años sin ser visitada y, en cuanto logró hacer una franja ancha, notó huesos, esqueletos completos.

La cabaña había cobrado muchas víctimas y él hombre, asustado, la metió dentro del colchón, lo cerró y se fue, pensando en los hombres que, antes de él, habían sido víctimas de esa maldición en LA CABAÑA DE LA ABUELA.

JAPÓN: EL BOSQUE DE LOS SUICIDIOS - HISTORIA Y VÍDEO


                                                             

Existe un bosque en Japón llamado Aokigahara, también conocido como ‘Mar de árboles’, al pie del Monte Fuji, al sur-este de la isla, de donde sacan hasta 100 cuerpos cada año. Se trata de cadáveres de suicidas. Es un bosque con una vegetación muy espesa, lo que hace que sea fácil desaparecerse en él. Quizá sea un mito urbano. Se dice que los yacimientos de hierro magnético que hay en ese lugar hacen que las brújulas y los GPS dejen de funcionar, lo que explicaría el porqué se pierde tanta gente. Los únicos equipos que funcionan allí son los de la armada japonesa.

                                                        


Se dice que el bosque está poblado por varios demonios de la mitología japonesa, y se cree que es esta la razón por la que en un principio tanta gente comenzó a ir allí a acabar con su vida. Los primeros cuerpos fueron descubiertos en la década de los 50, y desde entonces, las autoridades de la zona han hecho varias campañas en contra del suicidio, tratando de evitar la alta tasa de mortalidad. La Asociación Preventiva de Suicidios ha colgado carteles en los árboles del lugar con mensajes como: “Tu vida es un preciado regalo de tus padres. Por favor, piensa en tus padres, tus hermanos y tus hijos. No te guardes esto para ti mismo. Habla sobre tus problemas”.

                                                         


Se han visto casos de personas que llegan al bosque con intenciones de suicidarse, pero al internarse en él dejan migas de pan siguiendo su camino, cintas o cualquier cosa que les permita volver a salir. Esto indica que muchas veces no están tan seguros de lo que quieren hacer. Esto les da la opción de arrepentirse. Por otro lado, si se encuentra una de estas cintas y se sigue hasta donde termina, en la mayoría de los casos, en el final del camino se hará un hallazgo macabro.

                                                   

TRISTEZA DE AMOR - VÍDEO

 

                                                                     

ILUSTRACIONES GÓTICAS







FOTOMONTAJES GÓTICOS DE LA AUTORA DE BLOG







LA HISTORIA REAL DE EDWARD MORDAKE (DOS CABEZAS)



La historia de Edward Mordake (o Mordrake según otras fuentes) es una de las más tristes y enigmáticas de la medicina moderna. Edward nació en algún lugar de Inglaterra en el siglo XIX y se cuenta que su familia era una de las más ricas de la región. Su padre estaba especialmente ilusionado con su nacimiento ya que ansiaba tener un heredero varón que pudiera continuar con la tradición familiar, ya que anteriormente había tenido dos hijas. Pero la suerte no estuvo de parte de la familia Mordake ya que a pesar de que Edward era un niño, tal y como siempre habían soñado, había algo insólito y escalofriante en el recién nacido…

En su nuca podía apreciarse una segunda cara de menor tamaño y distintos rasgos a la original. Con el tiempo el rostro posterior empezó a revelar su diabólica naturaleza, ya que aunque era incapaz de hablar o comer, se podía observar como sonreía cada vez que Edward lloraba o sentía dolor. Además, seguía con los ojos a las personas que pasaban por detrás de Edward y movía los labios como si estuviera hablando, aunque no emitía ningún sonido… o al menos ninguno que pudiera escuchar otra persona que no fuera Edward.

Su insólita “maldición” llevó a Edward a recluirse en su habitación, no permitiendo que nadie pudiera verle, ni siquiera su familia. Sin embargo Edward se convirtió en una persona muy culta y refinada ya que era un ávido lector y un músico con un gran talento.

Pero lo más aterrador de su gemelo demoniaco era que según Edward, era mujer, le susurraba por la noche y no le permitía conciliar el sueño. Según Edwar su “gemela diabólica” nunca dormía y le susurraba en un lenguaje que parecía salido del mismo infierno. Edward aseguraba que estaba “cosido a un demonio” y solicitó a varios cirujanos que le separaran del terrible rostro femenino que le atormentaba, incluso aunque eso le costara su propia vida. Pero ningún médico consideró posible efectuar dicha “extracción” y Edward tuvo que resignarse a vivir con un demonio en su nuca.

Hasta que un día, su sufrimiento fue tan grande, que aprovechando el descuido de las personas que estaban a su cargo consiguió un veneno que le sirvió para acabar con su vida cuando tan sólo tenía veintitres años. Tras su muerte dejó una nota de suicidio en la que agradecía a sus padres y hermanas por el cariño que le habían dado y les pedía perdón por el daño y dolor que su muerte les pudiera causar. Así mismo les hizo una última petición:

Que le arrancasen a su cadáver la cara del demonio que le había atormentado en vida, para que no pudiera continuar con sus demoniacos susurros en la tumba, y que la destruyeran. También solicitó ser enterrado en tierra baldía, sin ninguna cruz o lápida que pudiera marcar el lugar en el que descansaría eternamente su cuerpo sin vida. Tal vez Edward tuviera miedo de que su “gemela diabólica” le pudiera encontrar de nuevo.

LA LLORONA DE ARGENTINA - TEXTO Y VÍDEO








La llorona argentina era una mujer de 1975, cuando argentina estaba en guerra.
ella cuidaba su hijo como cualquier madre, pero un día le robaron su beba de 18 meses.
ella descontroladamente se ahorco en una cabaña en 1978, su cuerpo fue hallado después de 12 meses, ya que se creía desaparecida está mujer llamada maría del carmen monterriego, o como el mito dice "la llorona".
la muerte de maría causo dolor, mucho dolor, tanto que ya fue olvidada, pero no en los mitos clásicos.
la historia paranormal comienza en 1990, cuando un hombre de villa maría llamado raúl, vio una mujer de unos 33 años que caminaba con un tapado negro por las calles llorando desconsoladamente a las 3:30 de la noche.
el hombre, raúl, fue a hablarle y le dijo que, que hacia caminando con un tapado negro a esas horas de la madrugada, ella no le respondió y siguió caminando... Raúl le volvió a preguntar y ella empezó a gritar estas palabras.
"mi hija!, mi hija!, donde estará mi hija, te quiero, te amo, vuelve, mi hija, mi hija!."
La mujer desapareció y en ese momento Raúl supo que era un fantasma.
se dice que la llorona, va noche tras noches, por los barrios para buscar a su hija, solo se la escucha llorar y en muchas ocasiones roba los bebés y en otras los mata.
Este clásico se lo nombra: la llorona, una madre soltera que sufre por su hija desaparecida.
Este mito fue ignorado hasta 1997, porque en ese año la vieron y la filmaron.
Ahora es clásico y se convierte en un mito que todavía sigue existiendo...


viernes, 9 de enero de 2015

FANTASMAS - VÍDEO



                                                                       

TANATOS - EL DIOS DE LA MUERTE?

                                                             


Aunque no está claro que Freud utilizase este término en sus escritos, habitualmente la literatura psicológica lo utiliza para designar lo que Freud llamó en "Más allá del placer" el principio de nirvana, o instinto de muerte. Por el instinto de muerte encontramos en el sujeto un apetito hacia el estado de tranquilidad total, hacia el cese de la estimulación y de la actividad, un afán por regresar al estado inorgánico inicial. Este instinto es irreductible a otros instintos positivos, formando junto con el instinto de vida o Eros las disposiciones básicas de todo ser vivo, y por supuesto también el hombre. El masoquismo, el sadismo y todo afán por la destrucción es expresión patológica del instinto de muerte.

IMÁGENES DE LA MUERTE







SOÑAR CON TU PROPIA MUERTE

                                                         

Del mismo modo que los niños pasan sus horas jugando, e idealizando y preparando su mente para la llegada de la etapa adulta, imitando a los mayores, y componiendo historias reales con juguetes; los adultos sueñan(es decir, juegan en su patio de recreo) para preparar hechos futuros.

Con respecto a la muerte, más concretamente de uno mismo, el tipo decía que era un sueño bastante típico en personas de avanzada edad, ya que era una manera de prepararse para lo que próxima e inevitablemente iba a suceder.






Pues bien, últimamente sueño mucho con todo lo que rodea a la muerte de personas muy cercanas (asesinatos de amigos próximos, suicidios, accidentes fatales...). Hasta ahora no le había prestado la mayor importancia, pero lo de ahora es realmente preocupante, ya que sueño con mi propia muerte(no es cuestión de egoísmo, pero el escalofrío de levantarte sabiéndote muerto es mucho más acojonante).

No se trata de un sueño psicodélico, fantástico, poco fiel a la realidad. Absolutamente todo lo que lo compone es una recreación milimétrica de paisajes, conversaciones, personas, etc, que están presentes en mi vida. Y lo más puñetero del asunto es que en el transcurso del sueño no pasa nada que haga preveer el trágico destino, es decir, que te montas tu historia y cuando menos te lo esperas estás en las últimas y rezando a un Dios en el que jamás creíste.

Hay otra cosa que me llama la atención, y es que las dos veces que he soñado que moría en esta semana tenía en común que era por el mismo motivo: accidente de coche. En el primero, en pleno día, porque nos caímos por una ladera, intentando esquivar a unos trabajadores que arreglaban el asfalto. En esta, yo intentaba mientras veía que ibamos a morir inevitablemente, ponerme el cinturón, claro está, con nulos resultados.

En la de hoy, otra vez el mismo caso. Yo, junto con los mismos tripulantes del coche y sin cinturón (no sé porqué, pero era algo que pensaba constantemente), pero esta vez en plena noche. Pasábamos por una zona donde hay bastante oscuridad, ya que no hay alumbrado(lugar por la que solemos pasar los fines de semana). Todo iba bien, haciendo bromas, hasta que en un momento dado se nos apagan los faros delanteros. Ahora viene la situación tragicómica. El conductor es bastante miedoso, y uno de mis amigos, llamémosle X, un hijoputa en potencia. Pues bien, X, viendo la situación, no se le ocurre otra cosa que gritar desgarradamente algo así como "aaah, un fantasma/la chica de la curva", cosa que provoca un ataque de nervios del conductor. En ese momento, acelera el coche al máximo, a toda pastilla por un lugar donde no se veía absolutamente nada mientras grita y se ríe de una manera histérica.

En ese momento, pensé en ponerme el cinturón, pero pasé, y en lugar de intentar salvar mi vida, o de intentar hacer volver a sus cabales a mi amigo, lo que hice fue recogerme de piernas, ponerme en posición fetal, y esperar a morir estrellado.

Lo último que recuerdo fue levantarme con una sensación de terror de mi cama, encender la luz, y esperar encontrarme a alguien frente a mí, no me digáis porqué, pero tenía la mirada fija con la total seguridad de que alguien iba a estar allí. 

XD

COLOMBIA Y LOS SUICIDIOS POR AMOR



Los suicidas prefieren los domingos y los lunes. Así como los meses de enero y julio. Los solteros se suicidan tres veces más que los casados y los hombres utilizan métodos más letales para quitarse la vida que las mujeres. Las cartas póstumas son un patrón universal que busca despertar culpa, dar instrucciones o generar reflexiones filosóficas.

Según el Instituto Nacional de Medicina Legal se presentaron 1.810 casos de suicidios en el país durante el año 2013. La mayoría de los colombianos se mataron por amor. Los celos, la desconfianza e infidelidad son las razones que predominan en el país.

LA TORRE DE LOS FANTASMAS - BARRIO DE LA BOCA - ARGENTINA



En Almirante Brown, entre Wenceslao Villafañe y Benito Perez Galdós, se destaca un edificio rematado por una extraña torre circular. Algunos boquenses que pasan frente a ella, los más viejos, aún se persignan como protegiéndose de las historias que la rodean. En ese lugar vivió Clementina, una pintora que compartía sus días con una familia de gatos y, según los vecinos, no salía mucho. Todo hacía pensar que tenía una vida tranquila, casi aburrida, pero un día ocurrió algo que pronto se convirtió en una pequeña leyenda urbana.

A pesar de que prefería la soledad de su atelier, y quizás con el único fin de dar un poco de vuelo a su alicaída carrera pictórica, Clementina aceptó realizar un reportaje. La entrevistara se realizaría en su propia casa, y Clementina accedió a que se tomaran fotografías de algunas de las obras que aún no había expuesto.

La charla se desarrolló con normalidad, casi con monotonía, pero cuando el periodista hizo revelar las fotografías supo que esta podía convertirse en una de las mejores historias que habían llegado a sus manos. Sin perder tiempo, se dirigió a la casa de Clementina para mostrarle lo que había descubierto.

La pintora se sorprendió al verlo nuevamente, pero más lo hizo al ver las imágenes. Allí, entre sus pinceladas, aparecían tres hombrecitos muy pequeños que ella no había pintado. Los duendecillos o fantasmas parecían jugar sobre las telas, mezclándose entre los colores y los dibujos. Clementina no quiso hablar sobre el tema. Evidentemente perturbada por lo que acababa de ver, invitó al periodista a retirarse de su casa y sólo deslizó un enigmático comentario: "usted no tenía que verlos".

Al poco tiempo Clementina aparecía en el diario, pero en la sección de noticias policiales. Algunos vecinos escucharon un disparo en la casa de la pintora y temiendo por su vida, llamaron a la policía. Nadie había salido del departamento cuando los oficiales llegaron al lugar, pero al forzar la puerta no encontraron nada extraño. Todo parecía normal, salvo por un pequeño detalle: ni Clementina ni sus pinturas estaban allí. Nunca se supo qué fue de ella.

ARTE MACABRO: LAURIE LIPTON

 


Laurie Lipton (Nueva York, 1960) es una artista estadounidense que desde el año 1986 reside en Londres. Empezó a dibujar cuando tenía cuatro años, y fue la primera persona en graduarse con honores en Bellas Artes de la Universidad Carnegie-Mellon en Pennsylvania. Las pinturas religiosas de la Escuela Flamenca (arte holandés del siglo XVI) fueron su primera inspiración artística, de las cuales trató de aprender pero falló.

                                               
           

Después de viajar por Europa mientras estudiaba, fue poco a poco desarrollando su propio estilo y técnica de dibujo. Aunque sus profesores le dijeron que el arte figurativo ya había pasado de moda, que era algo de la Edad Media, y que la mejor idea en esta época era expresarse con formas, a ella el arte moderno le aburrió siempre. También las fotografías de Diane Arbus influenciaron su trabajo.

                                                             



“Quise crear algo que nunca hubiera visto nadie. Solía sentarme en la biblioteca por horas y copiar obras de Durero, Membling, Van Eyck, Goya o Rembrandt”.

Laurie Lipton

jueves, 8 de enero de 2015

FAMOSOS MUERTOS EN 2014


                                                                     


DANZA MACABRA - VÍDEO


                                                                     

EL DUENDE - LEYENDA ARGENTINA

 

Se dice que es un niño que murió sin ser bautizado o un niño malo que golpeó a su madre. Es muy pequeño, lleva un sombrero grande y llora como una criatura. Tiene una mano de hierro y otra de lana, cuando se acerca a alguien le pregunta si con cuál mano desea ser golpeado. Algunos dicen que, sin importar la elección, el duende golpeará siempre con la de hierro. Otros, en cambio, aseguran que los desprevenidos eligen la de lana y que es ésta la que en realidad más duele.
Posee unos ojos muy malignos y dientes muy agudos. Suele aparecer a la hora de la siesta o en la noche en los cañadones o quebradas. Tiene predilección para con los niños de corta edad, aunque también golpea sin piedad a los mayores.
En la zona de los Valles Calchaquíes existen dos historias muy curiosas con respecto al duende:
Una cuenta que un arqueólogo, internándose en el cerro a horas de la siesta escuchó el llanto de un niño. Al acercarse vio un párvulo en cuclillas y con la cabeza gacha. Cuando le preguntó si qué le sucedía, el niño alzó su maligno rostro y mostrando sus agudísimos dientes al tiempo que sonreía, le dijo:
- Tatita, mírame los dientes...
El "gringo" salió corriendo tan veloz como las piernas le daban y nunca regresó.
La otra historia, narrada por Lucindo Mamaní, de Tafí del Valle, cuenta que se vió al duende conversando en un zanjón con un niño que estaba a su cuidado (actualmente un prominente médico). Al acercarse don Lucindo, el duende -llamado "enano del zanjón" por los lugareños- salió huyendo.

ASESINO SERIAL

                                                          

Primeramente es necesario considerar que no todos los psicópatas son asesinos en serie, pero todos los asesinos en serie son psicópatas. Esto tomando indistintamente los términos “trastorno antisocial de la personalidad”, “sociopatía” y “psicopatía”; ya que, si bien las diversas fuentes a veces delimitan un término de otro, en esencia los tres significan lo mismo y son, por lo general, empleados indistintamente en la actualidad. Pero entonces y antes de intentar responder si el psicópata nace o se hace: ¿cuáles son sus características fundamentales? En palabras del Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales IV —donde no se distingue al psicópata del sociópata, y se engloba a ambos en el trastorno antisocial de la personalidad—, estas son las siguientes:

1. Fracaso para adaptarse a las normas sociales en lo que respecta al comportamiento legal, como lo indica el perpetrar repetidamente actos que son motivo de detención

2. Deshonestidad, indicada por mentir repetidamente, utilizar un alias, estafar a otros para obtener un beneficio personal o por placer

3. Impulsividad o incapacidad para planificar el futuro

4. Irritabilidad y agresividad, indicados por peleas físicas repetidas o agresiones

5. Despreocupación imprudente por su seguridad o la de los demás

6. Irresponsabilidad persistente, indicada por la incapacidad de mantener un trabajo con constancia o de hacerse cargo de obligaciones económicas

7. Falta de remordimientos, como lo indica la indiferencia o la justificación del haber dañado, maltratado o robado a otros

Ahora bien, ¿el asesino serial nace o se hace? Veamos.


El asesino serial es un resultado de la interacción entre las circunstancias (el entorno) y las tendencias innatas; aunque podría señalarse que éste se autoconstruye, se hace a sí mismo en la medida en que tiene la posibilidad de elegir qué reacciones tomar ante lo que le sucede: así, cuando se habla de que “el asesino se hace”, se habla tanto de que las circunstancias lo construyen como de que él, en la medida en que tiene libertad de autoregulación y reacción, se autoconstruye como respuesta a esas circunstancias.

MICHELLE, ADICTA A LA SANGRE

                                                        


Michelle es una de las últimas «joyas» descubiertas por el programa My Strange Addiction (Mi extraña adicción), que recopila las manías más depravadas a lo largo y ancho de la geografía estadounidense, según destaca The Huffington Post. La joven californiana de 29 años, pasa el tiempobebiendo sangre. Siete litros a la semana y unos 3.700 desde que comenzó su adicción, hace ya 10 años. Fue, según ella, por casualidad. Tenía por aficción cortarse a sí misma, y un día descubrió que el sabor ferroso del rojo líquido le agradaba. Normalmente, compra sangre de cerdo y otros animales en los supermercados. Pero cuando el mono es bastante grande, no le hace ascos a la humana. «Bebo tanta como puedo», declara.

Bebe en copa, mientras lee el periódico o consulta su teléfono, pero prefiere tomarla «a morro», es decir, directamente del cuerpo de algunos de sus «amigos». Uno de ellos, Johnny, se presta a ayudarla con su adicción y se corta el brazo para que ella succione la sangre.

Sin embargo, para desmentir a los que la tachan devampira, Michelle se defiende. «Intento evitar el cuello,? afirma ?prefiero el brazo, la zona del codo o la parte superior de la espalda. No quiero catalogarme como vampira, sino como alguien a quien le gusta mucho la sangre».

De hecho, Michelle ha descubierto a lo largo de sus años de adicción que «cada uno tiene su propio sabor y hay diferencias entre hombres y mujeres».

La mujer ha consultado a varios médicos para asegurarse de que no padece algunos de los problemas derivados del consumo de sangre humana, como la hepatitis o el sida. Su método de prevención es «beber sangre de personas cercanas. No voy por la calle diciendo 'quiero beber tu sangre'».

El programa My Strange Addiction es uno de los grandes éxitos de la televisión estadounidense. Entre sus omnívoras estrellas destacan una joven que se come 15 barras de desodorante al mes o una viuda que un día empezó a comer las cenizas de su difunto esposo. Como Keith Richards con las de su padre, pero por la boca.